publicado el: 1 mayo 2022 - 19:32

Lo Reciente

Las Drogas y El Revanchismo Geopolítico Norteamericano Contra Latinoamérica

El Tío Sam Desempolva al Peón de la DEA para Latinoamérica
Las Drogas y El Revanchismo Geopolítico Norteamericano Contra Latinoamérica

Segundopaso - Estados Unidos aquel país que juega a ser el superhéroe del mundo, hoy por hoy vio que sus tentáculos van quedando cortos al no poder actuar directamente en distintos lugares del mundo y en distintas situaciones, por ejemplo vemos que en el conflicto bélico entre Rusia y Ucrania, Estados Unidos y Europa prácticamente se refugiaron tras la frontera ucraniana y sacaron como escudo las sanciones nefastas, que tienen como una carta bajo la manga para tratar de controlar el tablero geopolítico, y así poder ver que provecho le sacan a este conflicto, ya que la economía americana está sumida en una inflación histórica y ni que decir de los europeos, que se les acabo el dinero del saqueo realizado a América Latina y al África y hoy empiezan a ver su triste realidad.

Ahora Estados Unidos, al ver que no tiene el poder bélico que pregonaba, y al verse aun débil en los escenarios internacionales, para hacer frente a los pueblos de la resistencia como Rusia, China, Irán, entre otros, que sin miedo frenaron las subversivas intenciones americanas; nuevamente con binoculares, va observando el tablero geopolítico y usa aun viejo peón empolvado llamado Administración para el Control de Drogas más conocido como la DEA, para tomar ventaja geoestratégica en el continente Americano, que con el pasar del tiempo va jugando un rol fundamental a nivel geopolítico.

Por ello nuevamente pone sobre la mesa el tema del narcotráfico y su lucha contra las drogas, de las cuales el país de barras y estrellas, es el mayor consumidor, pero el cual niega rotundamente y se pinta una auréola en la cabeza, es así que la DEA, ha desempolvado el uniforme, para embarcarse por puntos estratégicos de América latina, como Colombia, Venezuela, Nicaragua, Honduras, Perú, entre muchos otros países, los cuales están en la mira, como Bolivia, país que expulso al peón americano por su subversiva tarea en el país altiplánico, después de esta larga siesta que se tomó la DEA, la misión clara emitida por el gobierno de Estados Unidos es tomar revanchismo político.

Al hablar de revanchismo nos referimos a que Estados Unidos, tras observar que varios países del Continente Americano en las Naciones Unidas han apoyado a Rusia en el conflicto que se va desarrollando en Ucrania, o se han abstenido de realizar una votación en contra de Rusia, los ha puesto en una nueva lista del mal por llamarlo así y debe frenar a estos países y lideres que no están a favor o no son serviles al Gobierno Estadounidense.

Aferrándose a la ley Harrison de 1914, que tiene como orden principal capturar a las cabezas del narcotráfico que proveen de drogas a Norteamérica, piensa nuevamente entrar con fuerza en Latinoamérica, pero esto más parece una misión suicida, pues no tiene un objetivo claro, ni sabe por dónde empezar, sin ver que su mayor problema está en el propio territorio norteamericano, ya que son ellos los que llevan en los bolsillos miles de dólares norteamericanos y la inversión necesaria para la fabricación de la droga.

¿Será que el Tío Sam actuará por el orden alfabético?, ¿Usará estrategias un poco desgastadas como agentes encubiertos?, ¿será que logra tener algo de efectividad?, ya cerca a los 50 años de su fundación más que logros, solo ha logrado generar caos, y derramar sangre en distintos países del ya sufrido continente americano, otro método es la de falsear datos o pruebas, armar casos para inculpar a lideres políticos de países con tendencia socialista.

Por ejemplo, desde hace un par de años atrás, con pruebas que carecen de legalidad van pidiendo la cabeza de Diosdado Cabello, líder venezolano; y no conformes con ello recientemente los ojos están puestos en el expresidente y líder boliviano de raíces indígenas Evo Morales, al cual tratan de buscar nexos con la elaboración y el tráfico de drogas, tras encontrar supuestos nexos con el narcotráfico del ex coronel Maximiliano Dávila, al que lo llaman el zar antidrogas, que estaba a cargo de la lucha antidrogas en el gobierno de Evo Morales, sin ofrecer pruebas claras van pidiendo la extradición del excoronel y poco a poco van poniendo precio a la cabeza del líder indígena.

Pero algo que aún no vio y omite la DEA, es que el gobierno boliviano, ya detuvo a Dávila por enriquecimiento ilícito y corrupción, además que la lucha antidrogas de Bolivia sin el peón americano ha sido más efectivo y eficaz desde su salida hace años atrás.

El tema es claro, la guerra norteamericana contra las drogas en cualquier parte de América y el mundo ha fracasado, pues ha perdido el rumbo, y se ha transformado en un referente de presión política, además que el principal acusador como Estados Unidos, es el mayor inversor y consumidor de la droga de alta calidad, y hasta ahora no propone una salida alternativa al narcotráfico, que se ha fortalecido por las necesidades que surgen de sociedades que son mayormente pobres y dominadas por la política exterior y el capitalismo arrollador de Estados Unidos.

La supuesta lucha a las drogas es un discurso desgastado, que genera conflictos, y es una lucha desigual, sin pensar en las reformas necesarias para hacer efectiva una lucha directa al narcotráfico.

Para recordar, está la cumbre de Cartagena del año 2012, donde varios mandatarios afirmaron que el narcotráfico se salió de control, que tal vez en los años setenta era manejable y se hubiera logrado erradicar este problema, pero que en este siglo XXI es incontrolable.

El Narcotráfico ha generado una crisis sin precedentes en México, Centro América y Sud América, fortaleciendo a pandillas como la Mara Salva Trucha o a los Carteles de la Mafia que tanto admiran Netflix y Hollywood, este problema de las drogas a sido una salida de emergencia para la gente carente de buena economía, pues el  tráfico y producción de drogas va enamorando a los ojos de los más necesitados, que al ver dinero fácil caen seducidos, esa gente pobre que le cuesta mantener a una familia por diversos factores sociales, dejando como resultado un aproximado de 100 mil ejecuciones relacionadas al narcotráfico  y miles de arrestos por tráfico y elaboración de drogas.

La DEA que fue creada en 1973, con el objetivo de luchar contra las drogas en el ámbito de distribución, suministro y consumo de estupefacientes, y tras una inversión multimillonaria, simplemente ha sido una creación fallida llena de altibajos, con más de cinco mil agentes especiales, distintas oficinas en más de 60 países, que ha estado inmersa en miles de polémicas, como espionaje a gobiernos, generación de movimientos subversivos, etc...

Según Gil Kerlikowske, exdirector de la Oficina de la Política Nacional para el Control de Drogas de EE.UU., quien declaró en 2010 que la guerra contra las drogas “desde una perspectiva amplia, no ha tenido éxito…, después de 40 años (el tiempo del trabajo de la DEA) la preocupación por las drogas y los problemas de las drogas, en si cabe, son de mayor intensidad, y está fuera de control”.

Al hablar de polémicas de la DEA, están algunos que cabe resaltar, como la de aquellos agentes especiales en Colombia, que realizaron una fiesta con prostitutas que fueron enviadas por narcotraficantes, a los cuales supuestamente debían combatir, además estos agentes recibieron dinero y muchos otros lujos más.

En Honduras agentes de la DEA dentro de un operativo antidrogas, quitaron la vida de cuatro personas inocentes, en una embarcación, estas vidas eran la de dos mujeres y un menor de edad de 14 años, este asesinato fue perpetrado a sangre fría, a pesar del cinismo de los agentes, que testificaron que el acto realizado era en defensa propia.

Estas y otras historias mezcladas de torturas, secuestros, arrestos, violaciones, asesinatos masivos, selectivos, atracos, protección de narcotraficantes, son la clara realidad de una típica agencia norteamericana, que cumple a raja tabla la verdadera democracia Yankee.

El analista de seguridad regional de la Oficina en Washington sobre Asuntos Latinoamericanos (WOLA, por sus siglas en inglés) Adam Isacson, menciono en una oportunidad al medio de comunicación BBC, que la estrategia de represión y combate aplicada por los distintos gobiernos de EE.UU. “no ha logrado hacer mella en el comercio de las drogas ni disminuir el deseo de los estadounidenses o europeos de consumirlas”.

Bolivia en 2008 expulso a la DEA, por su ineficaz lucha contra el narcotráfico, y hoy la lucha del país altiplánico ha mejorado mucho, siendo reconoció este trabajo por la ONU en el año 2016, indicando que las políticas impulsadas por el Gobierno Boliviano, debían ser un claro ejemplo para los demás países de la región.

A Pesar de ello, Estados Unidos ya tiene en la mira a Bolivia que, tras arduos esfuerzos en la lucha contra el narcotráfico, el gobierno Yankee, emitió un informe sesgado e incongruente sobre el crecimiento del narcotráfico en Bolivia.

También puede leer: Estados Unidos, Un Pais Decadente (Parte IV)

Varias ONGs y gobiernos del mundo reafirman, que el plan norteamericano no tiene pies ni cabeza, y simplemente genero un caos sin precedentes en cuanto al desplazamiento de población y también a la destrucción del medio ambiente.

Estados Unidos, no puede sentirse ni feliz con lo hecho en Colombia, pues aún no hay un resultado claro en el país cafetero, que ha vivido años muy complicados por este mal llamado DEA y su lucha contra el narcotráfico, pero que a final del túnel esta por encontrar una salida en estas nuevas elecciones presidenciales, las cuales traen la esperanza de acabar con las bases americanas en Colombia.

Ya sea que la DEA corte rutas de tráfico y elaboración de drogas en México, Centro América u otros lugares, siempre surgirán unos nuevos, el narcotráfico ha cambiado de rumbo, de modus operandi, convirtiéndose en un camaleón que puede estar presente en cualquier rincón del mundo, y siendo aun la tasa de café de americanos y europeos, con gobiernos que aparentan luchar contra las drogas pero van esperando ansiada mente que el néctar de las drogas recorran las venas de la sociedad y adormezcan los problemas de una sociedad carente de valores, fomentada por gobiernos que vende ilusiones enlatadas, sin una fecha de caducidad en un futuro sombrío.

Código para noticias 2401

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
2 + 15 =