La infructuosa visita del jefe del régimen israelí a Baréin

Segundo paso - Isaac Herzog, jefe del régimen ocupado de Quds, visitó Baréin el 4 de diciembre de 2022 y se reunió y habló con Hamad bin Isa Al-Jalifa, el rey de ese país.

Baréin es el segundo país árabe que, después de los Emiratos Árabes Unidos, firmó en septiembre de 2020 un acuerdo oficial para normalizar sus relaciones con el régimen sionista. Por supuesto, dado que el régimen de los Al-Jalifa de Baréin se considera un gobierno títere y dependiente de Riad, de Washington y otros actores extranjeros y que nunca ha tenido el poder de tomar decisiones independientes sobre temas nacionales y extranjeros, su acuerdo de compromiso con los sionistas también se llevó a cabo con la luz verde y la supervisión de Arabia Saudí y de los Estados Unidos.

Aunque Baréin no se considera un peso pesado en las relaciones regionales y los israelíes también interactúan con los Al-Jalifa como con un gobierno títere, Manama ha tratado de cooperar con los sionistas en diferentes niveles.

Los bareiníes han ido más allá que otros regímenes comprometidos con el régimen sionista, llegando incluso a coordinaciones de seguridad e inteligencia con dicho régimen. Desde la firma del acuerdo de compromiso entre Manama y Tel Aviv, se han suscrito varios acuerdos de seguridad entre ambas partes, el más importante sería el despliegue de un oficial israelí en Baréin, cuya misión es establecer una comunicación continua entre Manama y la quinta flota del Ejército estadounidense en Baréin.

Al respecto, el sitio web “Israel Defense” informó que Israel planea utilizar un puerto en Baréin como base naval con la participación y la mediación de Estados Unidos.

En los últimos dos años, funcionarios bareiníes y sionistas han realizado viajes recíprocos, el más destacado de los cuales está relacionado con el viaje de Naftali Bennett, primer ministro del régimen sionista; Benny Gantz, el ministro de guerra, y Yossi Cohen, exjefe del Mossad en Baréin. El último caso fue la visita del jefe del régimen israelí a Bahréin.

Reacciones a la visita del jefe del régimen israelí a Baréin

La visita del jefe del régimen ocupante de Al-Quds a Baréin suscitó fuertes reacciones de los bareiníes tanto dentro como fuera de ese país, la población de Baréin, desde la semana pasado, ha realizado protestas masivas condenando la visita de Herzog a Manama.

Incluso los usuarios bareiníes publicaron mensajes amenazantes en las redes sociales en hebreo, árabe e inglés contra Herzog y lo calificaron de un criminal al que nadie espera en Baréin.

Este asunto provocó un aumento de las medidas de seguridad por parte del servicio de seguridad pública del régimen sionista (Shabak) para la visita del jefe de ese régimen a Manama.

El jeque Isa Qasim, líder del Movimiento Islámico de Baréin, también reaccionó a la visita del jefe del régimen ocupante de Al-Quds a Baréin y consideró que es una gran vergüenza que este criminal del régimen sionista contamine con su presencia el suelo de su país.

Las protestas del pueblo de Baréin se intensificaron con la llegada de Herzog a Manama, y los vídeos publicados en las redes sociales muestran que las manifestaciones de los bareníes de diferentes regiones del país en condena de la visita de Isaac Herzog a Manama aún continúan.

El pueblo de Baréin también enfatizó su solidaridad con la nación palestina en dichas protestas y exigió la expulsión de los sionistas de Baréin. "La normalización es traición", "Baréin es el cementerio de los sionistas" y "resistencia a la resistencia" son algunas de las consignas que coreó el pueblo de Baréin para condenar la visita del jefe del régimen sionista.

Pero, aparte de la ira del pueblo de Baréin y de las personalidades y movimientos de ese país por el viaje de un funcionario sionista a Manama, dicho viaje se produce mientras se expande una ola de odio y de disgusto sin precedentes de las naciones árabes y musulmanas contra los sionistas, tema que ha sido titular durante el Mundial de Fútbol de Catar.

Los colonos sionistas y los periodistas que viajaron a Catar para ver o informar sobre los partidos de la Copa del Mundo y pensaron que podían usar este espacio para acercarse a los árabes y a los musulmanes, pronto se dieron cuenta de lo mucho que ellos odian al régimen de Israel y a los israelíes.

En parte de las declaraciones de los sionistas durante el Mundial de Catar se afirma: “En Catar nos dimos cuenta de cuánto odian los árabes a Israel y quieren borrarnos de la faz de la tierra”. Entendemos que sienten un odio profundo por todo lo relacionado con Israel, y nos vamos de Catar con un muy mal presentimiento".

Según lo dicho, muchos observadores y expertos en la región del Oeste de Asia creen que el viaje de Isaac Herzog a Baréin, cualquiera que fuera su propósito, se debió a un error de cálculo en un momento y en una situación en que las naciones árabes y musulmanas se han servido del Mundial de Fútbol de Catar para llevar a cabo una gran campaña en apoyo de Palestina y expresar su odio hacia los ocupantes sionistas, por tanto la visita de un alto funcionario sionista a un país árabe ha sido completamente marginada y no servirá de nada, porque las naciones árabes y musulmanas han demostrado que, incluso si todos los regímenes árabes reaccionarios abren las puertas a la normalización de relaciones con los sionistas, este régimen todavía carece de legitimidad ante los ojos de la gente.

¿Qué objetivos persigue Al-Jalifa del viaje de Herzog a Manama?

Parece que la primera razón de Al-Jalifa es compensar su carencia de legitimidad organizando viajes de personalidades extranjeras, por ello, antes de celebrar las elecciones del 12 de noviembre de 2022, Al-Jalifa invitó al papa Francisco, líder de los católicos mundiales, a visitar Manama, y tras las elecciones, recibirá al jefe del régimen sionista.

En otras palabras, se puede decir que la decisión del régimen de los Al-Jalifa de normalizar completamente las relaciones con los sionistas muestra que este régimen está en crisis con su propio pueblo.

El segundo factor es que el régimen de los Al-Jalifa está tratando de reivindicar el diálogo entre las religiones. Mientras oprime a los chiíes en Baréin, los Al-Jalifa se presentan como defensores de los cristianos y judíos. Recibir a Pope y Herzog va en la misma dirección

Un tercer factor a tener en cuenta es que el gobierno de Baréin está tratando de fortalecer su seguridad ampliando las relaciones con el régimen sionista y procurándose así el apoyo de ese régimen. En consecuencia, cualquier oposición al régimen sionista en Baréin será castigada

Abdulhadi al-Khawaja, un activista político de Baréin, fue arrestado bajo el cargo de "insultar a un gobierno extranjero", que es el régimen de Israel. Con anterioridad, Mai Mohammed Al Jalifa, miembro de la familia gobernante, fue destituido del cargo de jefe de la Organización de Cultura y Antigüedades de Baréin por no estrechar la mano de Eitan Na'eh, el embajador sionista en Manama.

Los objetivos del régimen sionista ante el viaje de Herzog a Baréin

Uno de los objetivos del viaje de Herzog a Baréin es desarrollar las relaciones con ese país. Baréin comenzó a normalizar las relaciones con Israel en 2020 y, en los últimos dos años, las relaciones entre las dos partes han ido creciendo.

Sin embargo, el objetivo más importante de la visita del jefe del régimen sionista a Baréin es demostrar que este régimen no es odiado. Como se mencionó, durante la Copa del Mundo de Catar, los ciudadanos de varios países árabes no solo se negaron a hablar con los medios israelíes, sino que apoyaron abiertamente a Palestina, de hecho, el jugador marroquí Jawad El Yamiq, después de la victoria de Marruecos ante Canadá y el ascenso de su equipo, ondeó la bandera palestina.

Finalmente, se podría decir que el historial de las relaciones públicas y privadas entre Tel Aviv y Manama a lo largo de los años muestra que el régimen de los Al-Jalifa, al igual que otros conciliadores, piensa que, bajo la sombra de normalizar las relaciones con Israel, puede garantizar su seguridad e intereses en la región y recibir más apoyo de los Estados Unidos. Pero la pregunta que surge es: ¿cómo pueden los sionistas, que no son incapaces de proteger la seguridad de su propio frente interno, proteger a los países árabes en los que arraiga una profunda enemistad hacia el régimen sionista?

Código para noticias 2858

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
1 + 10 =