publicado el: 14 diciembre 2022 - 17:02
Mujeres, el internet y sus daños

Segundo paso - El uso de internet puede ser beneficioso o perjudicial. Debido a la sensibilidad espiritual de las mujeres, el internet puede provocarles mayor daño. En esta parte, se abordan algunos de los daños que causa el internet a las mujeres.

El internet es uno de los elementos más importantes de la era de la comunicación. La expansión e intercambio de información ha llevado a la creación de diversas herramientas para facilitar la comunicación entre los usuarios. Pero junto con este avance tecnológico, lamentablemente, también se han expandido los delitos cibernéticos. El espionaje informático, las escuchas no autorizadas, el fraude en el ciberespacio son pequeños ejemplos de estos delitos. Lo importante, sin embargo, es cómo este espacio perjudica más a las mujeres y a las niñas teniendo en cuenta sus características emocionales y físicas. La dependencia de la comunicación virtual, la publicación de información privada y el acoso sexual son algunos de los peligros que enfrentan las mujeres y las niñas.

A continuación, se mencionan ejemplos de daños causados por el internet a las mujeres.

1. Individualismo autoconsciente

En el espacio virtual se destaca, en particular, la importancia de lo individual y de lo privado frente a lo colectivo y lo público. En el espacio virtual podemos estar presentes en grupos o de forma individual, pero como se puede ocultar la verdadera identidad, nos sentimos al mismo tiempo aislados de los demás y solos.

2. Temporalidad de las relaciones y vínculos

Todo en el espacio virtual es temporal, no existe garantía de que la actividad de un miembro de una comunidad virtual continúe. De la misma manera, tampoco existe ningún sentido de responsabilidad hacia los demás, por tanto, todo es emocional y las decisiones son momentáneas y emocionales.

3. Romper las normas

En el internet, el espacio virtual es un entorno muy propicio para la transgresión de normas y valores y, también, para las desviaciones morales e ideológicas, y eso se debe a la vaguedad de las identidades, la falta de comunicación en persona y a la ausencia de una pirámide de poder.

4. Reducción de las relaciones sociales reales

El atractivo del espacio virtual es tal que los usuarios pasan horas en él cuando acceden por primera vez a internet y dejan de notar el transcurso del tiempo. Por esa razón, un mayor uso del internet ha llevado a una disminución de la comunicación social. La proximidad física es uno de los factores básicos para crear relaciones sociales, especialmente de tipo sincero y afectivo, pero las relaciones sociales nunca pueden reproducirse en el espacio virtual.

5. Caos y desorden

Otro factor a considerar es la gran cantidad de información existente en el ciberespacio que, sin gestión, se convierte en un caos. Otra realidad del espacio virtual es la destrucción del espacio privado de las personas, lo que disminuye su sensación de seguridad, pues ciertos individuos y grupos influyentes ponen en práctica sus habilidades ante los aspectos más privados de la vida de las personas.

6. Violencia

El internet propicia un ambiente hostil. Las mujeres son especialmente vulnerables y se sienten incómodas, porque los hombres tienen un enfoque relativamente agresivo y exigente.

7. Acoso sexual

Además de la violencia, las mujeres de todo el mundo han sufrido otro fenómeno en el espacio virtual, y se trata de acoso sexual. En el ciberespacio, algunos usuarios abordan abierta y francamente temas sexuales que incitan a las mujeres y les provocan incomodidad con sus bromas inapropiadas, e incluso en algunos entornos del internet, las mujeres son acosadas sexualmente. El resultado de la violencia y el acoso sexual en el mundo virtual es que las mujeres no se sienten seguras.

8. Menoscabo de la dignidad

Las mujeres que acceden al espacio virtual con un programa determinado o sin él pueden llegar a sufrir violencia, acoso sexual e inseguridad, pero también ver como se menoscaba su dignidad y, por tanto, sentir humillación.

En resumen, se puede decir que el internet, como cualquier otro medio de comunicación, puede ser útil y también perjudicial. El tipo de uso que se haga de este amplio y sorprendente recurso determina su beneficio o perjuicio. Existen posibles soluciones, mismamente, enseñar a la generación joven las habilidades necesarias para evitar las lesiones que provoca el ciberespacio, por ejemplo: no transferir la relación virtual al entorno real, que los padres acompañen a las niñas en el entorno virtual para prevenir problemas, acoso, violencia… A pesar de la importancia de las leyes preventivas, un aspecto fundamental es el nivel de habilidad y familiaridad de las mujeres y niñas para ingresar al espacio virtual.

No confiarse ni divulgar información privada y personal y, además, evitar navegar sin rumbo por la web son algunos factores que reducen el posible daño que provoca el espacio virtual a las niñas y a las mujeres.

Código para noticias 2860

etiquetas

Su comentario

Usted está respondiendo
Indicio de comentario
6 + 7 =